Ir al contenido principal

Homicidios. Mi conclusión de su primera temporada.

¡Hola!

Esta misma semana terminó una de las series que más me ha cautivado por su acción, por sus pesonajes y por su argumento. Os hablaré de Homicidios, una serie propuesta por el grupo Mediaset y que precisamente el pasado lunes terminó en una de sus cadenas, en Telecinco.

Esta serie ha constado solamente de unos trece capítulos nada más, y su argumento ha sido muy flojo al principio pero luego como en todo ha cogido un especial interés a partir de su capítulo número diez. El argumento de la serie ha estado muy bien pero aún así el final me ha dejado un tono ácido, no sé a los demás espectadores de la serie pero al menos así fue como a mí me lo ha dejado, y ya os lo explicaré al final de este post.

Todo comienza con el asesinato múltiple de un muchacho en su propia universidad, en el que fue convecido para que lo hiciera por el propio asesino en serie que la serie más adelante se encargaría de atraparlo para que no hubiera más crímenes, pero el asesinato en la universidad fue la raíz de todos los dolores de cabeza para el psicólogo Tomás Soller. Por lo visto antes de los asesinatos de la universidad, Soller tendría a un nuevo asesino que atacaría a otros inocentes y el que también ería convencido para matar, el mismo asesino en serie o cazador.
A mí al principio me pareció un poco lioso de entender, pero poco a poco fui cogiendo el truquillo. Más o menos en cada capítulo tratan de un tema de un asesinato que se encargaría la misma unidad especial de homicidios y también tendrían la otra mitad de las tramas de los capítulos con el caso del asesino en serie (el tema principal de la serie). Así durante los treces capítulos, pero en realidad a partir del capítulo diez fue cogiendo más pragonismo el asesino en serie o el cazador, le decían de las dos formas. Se llama Marcelo Salas, también era un psicológo y por lo visto conocía muy bien a Tomás Soller puesto a que el asesino fue a uno de las firmas de libro sobre conductas en la psicología de Tomás Soller. Y Tomás Soller para pillar al asesino se une a la unidad especial de Homicidios, en el equipo de Eva. Ambos se conocen desde mucho tiempo atrás, eran parejas pero por problemas de mentiras y mucho más meneo (que en esta primera temporada no han querido hablarlo mucho), lo dejaron y para este caso vuelven a luchar mano a mano.

El encaje de sus personajes con el argumento de la serie ha sido muy buena y os lo explico de manera más breve a través de la siguiente imagen:


De izquierda a derecha:
- Helena. Trabaja en un bar irlandés, en el que en su bar pasan escenas muy importante en tener muy en cuenta. Problemas con su pareja sentimental en el que luego en capítulo posteriores se iría a vivir con el psicólogo Tomás Soller en el que compartirán más que amistad.
- Susana. Es la que se encarga de averiguar en el equipo de investigación como fue matado un cuerpo y en que hora ocurrió, un papel muy importante pues gracias a ella averiguan muchas pistas del cazador.
- Alonso. Un pasado malo le persigue desde que se encontraba en la policia de Málaga, lo mantiene en secreto pero que luego en capítulos posteriores es desvelado. El cazador sabe mucho de su pasado, hasta enseñándole la placa que el tuvo en Málaga a sus propios compañeros.
- Pablo. Un compañero de fátigas de Alonso y Maria. Muy enamorado de María pero que por miedo al rechazo no le confiesa sus sentimientos a ella, y se pasa casi toda la serie sufriendo y cazando a asesinos.
- Maria. Ella es la que se encarga a través del ordenador de localizar datos como de matrículas de coches, u otros datos para localizar a los asesinos. Su madre se encuentra hospitalizada en coma. Y su padre un borracho, que lo que desea es dejar la bebida para recuperar a su hija, lo consigue en los últimos capítulos.
Gracias al cazador ella descubre que Pablo está enamorado de ella.
- Eva. La inspectora jefe que lleva la unidad especial de homicidios y es la que se encarga de poner los puntos sobre las íes. Una chica muy valiente, pero a lo que se refiere al plano sentimiental no es tan valiente. No quiere pasar otro mal trago enamorándose de Tomás Soller. Deja en pausa una relación que mantiene con un Juez.
- Tomás Soller: Se une desde el capítulo uno al equipo de la unidad especial de homicidios, y Eva le engancha a su equipo. Es una de las piezas fundamentales de la investigación del asesino en serie, y gracias a él darán con el verdadero culpable y le pone rostro gracias a las muestras de unas grabaciones en vídeo en el que sólo sale la voz del asesino.

Para ir terminando deciros que la serie me ha encantado, y sobre el final de temporada que deja un tono ácido es debido a que Tomás Soller no alcanza el corazón de Eva, cosa que me da mucha rabia puesto a que hacen una pareja estupenda y se ve que el personaje ha pasado mucho para que luego le den calabazas, pero Eva necesita reflexionar y pensar. También es debido a que en el último capítulo a Eva es despojado de su trabajo, y el equipo de la unidad especial de homicidos se esparce cada uno por un camino diferente.

Un final un poco ácido pero a la vez muy abierto puesto a que en el último fragmento de la serie podremos ver como alguién entierra un cuerpo, y ya no se ve nada del cuerpo y lo único que se ve es una mano con unas uñas pintadas, las de una mujer. ¿Quién será esa mujer? ¿Quién la está enterrando? ¿Cuáles son los motivos? ¿Qué pasará con el empleo de Eva? ¿Qué pasará con la relación de Eva y Tomás Soller? ¿Qué ocurrirá con la unidad especial de homicidios? Pienso que quizás lo han dejado así de abierto para una supuesta segunda temporada. Yo pienso que debería de verla, no me puede dejar con el caramelo ácido, todo el tiempo.

Nada más que añadir con respecto a esta serie. Les regalo un 53% de nota final, le he puesto tan baja nota debido a unos fallos que le he visto al argumento, pero aún así está aceptable. Gracias al equipo que han llevado a cabo esta gran serie, me lo he pasado..., ¡pipa!

Un abrazo.

Vídeo: Celia Freijeiro, nos habla de su paso por Homicidios.

Comentarios